Soluciones de lubricación en aplicaciones industriales – Brugarolas

soluciones-lubricacion-aplicaciones-industriales-brugarolas

Los lubricantes son un compuesto normalmente semi fluido que ofrece protección y facilita el trabajo de las máquinas o herramientas industriales.

Su uso es imprescindible, tanto para el mantenimiento como para el uso de las máquinas gracias a su poder para disminuir la fricción y, por tanto, el posible daño. Por esto hoy queremos aprovechar para presentar algunas de las principales ventajas de apostar por los lubricantes industriales y algunos de los tipos más comunes de la mano de una de nuestras marcas: Brugarolas. 

soluciones-lubricacion-aplicaciones-industriales-brugarolas

¿Cuáles son las ventajas de los lubricantes industriales?

En primer lugar, queremos hablar de las ventajas que tiene este tipo de producto y ofrecer razones de peso para su uso. 

En concreto, algunos de los principales beneficios de los lubricantes industriales son: 

  • Protegen contra la abrasión.
  • Se puede adherir fácilmente a la mayoría de superficies.
  • Tienen gran capacidad de sellado y aislamiento.
  • Evitan daños térmicos.
  • Evitan la aparición de óxido.
  • Permiten trabajar en todo tipo de condiciones climatológicas.
  • Poseen gran capacidad para absorber ruidos o vibraciones.
  • Permiten alargar la vida del motor.

¿Cuál es el origen de los aceites lubricantes?

Hace 4000 años, la grasa natural de los animales comenzó a tener una función importante dentro de diferentes culturas.

En Egipto se usaban para carruajes y maquinarias. De hecho, las famosas pirámides de Egipto pudieron realizarse, en parte, gracias a los aceites lubricantes de la época.

Más tarde la grasa animal se mezclaría con grasa vegetal para otorgarle otras consistencias y propiedades.

En el siglo XVIII aparecen las primeras grasas minerales para ya en el siglo XX surgir una gran variedad de aceites producidos a base de sodio, aluminio y otros elementos que ofrecían propiedades concisas según el objetivo que tenía su uso.

Concretamente a mitad del siglo pasado se introdujo una grasa lubricante que contaba con una base de litio. Un elemento que acabó convirtiéndose en el referente y, de hecho, sigue utilizándose a día de hoy.

Gracias a los avances de la ciencia y la tecnología, la lubricación de maquinaria continúa mejorando día a día. Saber en qué se basa un lubricante y cuáles son sus propiedades es imprescindible para poder elegir el lubricante correcto.

¿Qué tipos de lubricantes industriales exigen?

#1. Aceite

Este tipo de lubricante es uno de los más comunes. Se utiliza principalmente en mantenimiento industrial.

Es importante no usar este tipo de lubricante si la superficie está continuamente expuesta a la suciedad, ya que podría acumularse y crear mayor fricción.

Tampoco debe usarse si la superficie con la que trabajar está continuamente expuesta a algún tipo de elemento como el agua, que pueda desprender el aceite.

#2. Grasas

Este tipo de lubricante se obtiene mezclado con aceite y espesantes.

Suelen usarse en engranajes, cadenas o artículos industriales.

Es relevante elegir este tipo de lubricación cuando se necesita que el compuesto se quede en el lugar durante mucho tiempo o cuando una máquina se usa muy poco.

No conviene el uso de grasas para maquinarias en mecanismos de movimiento muy fino o rápido.

#3. Lubricantes penetrantes

Este tipo de lubricante es útil para evitar la oxidación, pero no están preparados para ofrecer una lubricación muy duradera.

Esto es debido a que están basados en aceites con poca viscosidad que llevan unos dativos que se infiltran en la superficie y consiguen acabar con el óxido.

soluciones-lubricacion-aplicaciones-industriales-brugarolas

#4. Lubricantes secos

Este tipo de lubricante está hecho con partículas como el granito o la silicona.

Se suele usar en cerraduras o bisagras y existen cuatro tipos más comunes:

  • Pulverización de grafito
  • Disulfuro de molibdeno
  • Silicona seca
  • Pulverización de PTFE

Se pueden encontrar este tipo de lubricante en spray, que suele ir mezclado con agua o alcohol. Una vez se evapora queda la pequeña capa de lubricante fijada.

#5. Pastas

Las pastas como lubricantes se usan especialmente en rodamientos o cojinetes lisos siempre que los movimientos sean lentos o la temperatura con la que se esté trabajando sea alta.

En nuestro catálogo de Brugarolas especializado podrás encontrar diferentes tipos de lubricantes industriales:

Grasas

  • Grasas Beslux
  • Grasas Aguila

Aceites Industriales

  • Aceites Engrase General
  • Aceites De Engranajes
  • Aceites Hidráulicos
  • Aceites Para Guías Y Cadenas
  • Aceites Para Compresores
  • Aceites Para Neumáticas
  • Aceites Para Transmisión De Calor
  • Aceites De Silicona
  • Lubricantes Dupont
  • Aceites Para Metalurgia
  • Aceites De Corte Puros
  • Aceites De Corte Soluble
  • Aceite Para Procesos De Deformación Metálica
  • Aceites De Estampación Y Embuticiones Profundas
  • Aceites De Estampación Volátiles Con Disolventes
  • Anticorrosivos

Desengrasantes

Lubricadores Automáticos Besluxlube

Simalube

Lubricante Automoción 

Aerosoles

Estos productos se han desarrollado para ofrecer soluciones reales a problemas comunes. En la actualidad, los servicios de Brugarolas están presentes en más de 60 países. Sinónimo de calidad.

Si no sabes con exactitud qué tipo de lubricante industrial encaja más con tus necesidades o quieres conocer otros datos, no dudes en ponerte en contacto con nuestro equipo de profesionales.

Comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Contacta con nuestro equipo de profesionales

Nuestro cuerpo técnico y comercial puede ofrecer soluciones en el menor plazo posible.

o